Tag Archives: Victorian literature

Planes lectores para Octubre

20171005_133555.jpg

Hace ya un par de semanas que me encontré en Internet con una propuesta literaria que parecía justamente hecha para mí, esa iniciativa se llama Victober, y es una muy buena excusa para celebrar toda esa gran literatura que los escritores Británicos de aquella época nos han dejado como legado para nuestro entretenimiento y disfrute.

Para quien no lo sepa, la Reina Victoria fue la monarca que gobernó el Imperio Británico desde 1837 hasta 1901. El reinado de Victoria fue próspero, y durante el mismo la creación literaria en lengua inglesa alcanzó la perfección, tanto en lo que se refiere a su difusión cultural como lo referente a la calidad de las obras publicadas en ese periodo.

Volviendo a esta maravillosa propuesta, debemos saber que para aprovechar más esta experiencia, y además tratar de explorar los clásicos victorianos con más amplitud de miras, las personas que organizan Victober (ver los links) han propuesto varios retos:

  • El primero se trata de leer un libro de un autor que sea galés, escocés o irlandés. Y yo he pensado que nadie puede encajar en esta categoría mejor que Oscar Wilde, así que seguramente leeré alguna de sus obras de teatro que son perfectas para leer durante un fin de semana y además muy divertidas.
  • El segundo consiste en leer un libro Victoriano que no sea muy popular. Bueno, la popularidad es algo bastante difícil de cuantificar; pero uno de esos escritores ingleses que rara vez me encuentro en las librerías es Thomas Hardy, y es por ello que me gustaría leer “Los habitantes del Bosque” uno de sus libros más célebre. Además si tengo tiempo me gustaría empezar con “Far from the Madding Crowd” del mismo autor.
  • Tercero, leer algo que tenga ese toque supernatural que también se puede encontrar en muchos de los libros publicados durante este periodo, y además no podemos obviar que Hallowe’en se celebra a finales del mes de Octubre. Para este reto he seleccionado “Carmilla” y “Otra vuelta de tuerca”, obviamente aún no sé si podré leer los dos o tendré que escoger uno, pero ambos son dos muy buenos títulos; en defenitiva así es imposible equivocarse.
  • Cuarto, leer un clásico victoriano recomendado por otra persona. Y esta es una de esas recomendaciones que toda persona que ha leído a las hermanas Brontë, le hace a cualquier persona que está leyendo “Cumbres Borrascosas” o “Jane Eyre”, “tienes que leer a Anne Brontë“. A decir verdad, tengo que reconocer que tengo muchas ganas de leer “Agnes Grey”, y es que tras leer el primer párrafo, tuve la sensación de que este libro va a ser muy especial.
  • El último de los desafíos es leer a una escritora victoriana. Como muchos sabrán las hermanas Brontë son una de las figuras claves para entender la literatura de esta época. Siempre he pensado que si las pusiéramos en el ranking de los mejores escritores de su generación, obviamente las tres estarían entre los cinco primeros puestos; pero si las ponemos en conjunto ocuparían sin ninguna duda el primer lugar. Es por ello que me he animado a leer un poemario de Emily Brontë.

Finalmente me gustaría decir que todo el mundo puede unirse a Victober y que en definitiva es una divertida iniciativa en la que descubrir una forma diferente de ver el mundo.

Advertisements

La Prima Phillis

Hace ya un par de semanas que terminé de leer “La prima Phillis”, y tengo que decir que este ha sido uno de los mejores libros que he leído durante este verano, al que cada vez le quedan menos días. Así que aprovecharé para reseñarlo de la mejor forma posible y tratando de hacerle justicia a un libro que a pesar de gustarme, no me parece que haya tenido el mejor final posible, pero eso es algo que cada persona ha de decidir tras leerlo.

Este es el cuarto libro escrito por Elizabeth Gaskell que he leído en este 2017, y aunque podría decirse que es el más flojo de todos los que he leído, aun así tiene muchas cosas sobre las que merece la pena hablar. Pero antes de entrar a analizarlo más en profundidad, me gustaría dedicarle unas pocas líneas a esta genial autora.

Esta escritora inglesa nacida en 1810, se caracteriza por su ideología profundamente librepensadora (Gaskell defendía una educación igualitaria), y por poseer un sentido crítico y un razonamiento propio; algo poco común en las mujeres de su época. Esto sin duda marcó tanto su estilo como su forma de escribir, y es algo que volvemos a encontrar en esta “La prima Phillis”. Aunque esta pequeña novela tiene un aroma más rural que el que podemos encontrar en Norte y Sur (una de sus novelas más conocidas).

Como decía anteriormente esta historia está ambientada en ese mundo rural que representa Cheshire, localidad en donde Gaskell pasó gran parte de su juventud; lo que podríamos decir que se corresponde con un ambiente sencillo en donde la familia y la religión son dos de esos pilares en los que se basa su sociedad.

El narrador de esta novela es Paul Manning quien debido a su trabajo (me parece recordar que trabajaba en algo relacionado con los ferrocarriles), se debe trasladar a una localidad llamada Eltham, esta es una localidad que está muy cerca al lugar en donde vive la prima de su madre. Un buen día nuestro protagonista decide ir a visitar a sus parientes y se encuentra con la familia Holman, quienes son una familia bastante peculiar que está integrada por un pastor reformista, su esposa y su joven hija llamada Phillis (quien destaca por su singular belleza).

Con el paso de los meses y tras varias visitas a la granja “La Esperanza” (que es donde viven los Holman) se va estableciendo una cordial relación entre nuestro grupo de protagonistas; pero este agradable ambiente se verá alterado con la llegada del señor Holdsworth, quien pronto también sucumbirá a los encantos de la familia Holden y especialmente a los encantos de Phillis. Tras un breve amorío entre la joven Phillis y el señor Holdsworth, la relación termina de la forma más trágica posible con el señor Holdsworth dejando Inglaterra para irse a trabajar a Canadá. Y bueno hasta aquí puedo seguir escribiendo si no quiero destripar todo el libro a futuros lectores.

Lo que más me ha gustado es que es una historia sencilla que trata temas muy comunes y que todo el mundo puede experimentar. También merece la pena dedicarle algunas líneas a esas esplendidas descripciones acerca de la vida rural en la granja de La Esperanza, así como también las descripciones de los paisajes de la campiña inglesa que casi es como si te transportaran hasta esos verdes e infinitos campos y bosques.

En definitiva un libro perfecto para leer durante el fin de semana, y es que a decir verdad es bastante breve (no llega a los doscientas páginas) y aun así es una gran historia. También igual de recomendable la opción de vivir esta historia en formato audiolibro ya que este título se haya liberado y forma parte del dominio público.

Norte y Sur

20170403_231050

Hoy vengo a hablaros de un libro que me ha gustado mucho y de hecho ya se ha convertido en uno de mis libros favoritos de este 2017; estoy hablando de Norte y Sur de la escritora inglesa Elizabeth Gaskell y para ser justo tengo que decir que seguramente este libro se convierta en uno de mis 10 libros favoritos.

A pesar de que tardé un mes en terminar de leer esta gran novela que es todo un clásico de la literatura victoriana, tengo que confesar que una serie de eventos se cruzaron en mi camino y me alejaron por un momento de la lectura; pero como suele ocurrir con todos los grandes libros que te atrapan y enganchan a la historia, retomar la lectura supuso que al final incluso disfrutara más de esos capítulos finales.

Norte y Sur nos cuenta la historia de Margaret Hale, una joven del sur de Inglaterra que por circunstancias familiares se ve obligada a trasladarse al norte (podríamos decir que Milton representa a la ciudad de Manchester donde residía Gaskell), es así que utilizando esta dramática mudanza la autora aprovecha para mostrarnos los conflictos sociales y políticos derivados de la revolución industrial en la Inglaterra de mediados del siglo XIX. Para la heroína, el sur donde ha nacido simboliza el idilio rural; frente a él, el norte es sucio, rudo y violento.

Pero no debemos dejarnos engañar por esta breve sinopsis, Norte y Sur es algo más que un canto de amor a la campiña inglesa, de hecho; se podría decir que es una novela de denuncia contra la explotación laboral que se daba en aquella época y además tiene un bonito romance que se da entre dos personajes que no podrían ser más diferentes, me refiero a la señorita Hale y el señor Thornton.

Se podría decir que esta es una novela de personajes, pues en ella se recogen diferentes muestras de todos los estratos sociales que nos podríamos encontrar en una ciudad industrial y todos ellos reflejan a la perfección sus preocupaciones y ambiciones. Desde el esquirol que revienta la huelga hasta el patrono sin corazón que sólo puede pensar en cumplir con los pedidos de su fábrica, nos encontramos una serie de personajes que capitulo a capitulo van evolucionando.

Pero si tengo que quedarme con dos personajes esos serían Bessy Higgins y la propia Margaret; pues desde que la familia Hale está instalada en Milton, se establece una fuerte unión de amistad entre estos dos personajes y es a través de lo que ocurre en la casa de Bessy que nos vamos enterando de lo que está ocurriendo en la ciudad de Milton; por ejemplo la huelga y sus consecuencias para el pobre padre de Bessy que tiene grandes dificultades para encontrar trabajo al ser uno de los sindicalistas que promovían la huelga entre los trabajadores de la ciudad.

Lo único malo en cuanto a los personajes es que no terminamos de conocer en profundidad al señor Thornton y es un poco una pena porque es un personaje muy interesante, un hombre hecho a sí mismo y con un carácter muy rígido y severo que con la ayuda del señor Hale quiere convertirse en un hombre más culto y en una figura respetada en la sociedad.

Para finalizar me gustaría resaltar un par de aspectos que me han dejado pensando en otra de las obras cumbres de la literatura inglesa como es Jane Eyre y es que si se lees con algo de atención es fácil encontrarse con varios aspectos que son bastante similares. El primero de ellos se da al final del libro y es que el amor entre nuestros dos personajes protagonistas sólo se convierte en realidad cuando uno de ellos se encuentra en una situación extrema y totalmente desamparado, al igual que el señor Rochester se encontraba en un estado de ceguera tras el incendio de Thornfield. Y la segunda similitud es que tanto la familia Hale como el Señor Rochester tienen algo que ocultar; en el caso de Norte y Sur, los Hale ocultan a uno de sus hijos que ha tenido que abandonar Inglaterra tras participar en un motín en un barco y ahora se encuentra en busca y captura.

Es así como me gustaría terminar esta reseña con la recomendación de este libro a todas esas personas que disfrutan con la lectura de los clásicos de la literatura y es que tal vez Elizabeth Gaskell no sea tan conocida como las hermanas Brontë o Jane Austen (con la que erróneamente suelen compárala) pero sin ninguna duda Gaskell nos ha dejado un par de grandes novelas que todo el mundo debería de leer.