Archivo de la categoría: Libros

Diez años leyendo Millennium

Millennium.JPG

La entrada de hoy, la número 200 del blog, es una de esas que bien podría entrar en la categoría de anécdotas lectoras; y es que justo este mes, para ser más exactos el pasado jueves catorce de noviembre, se cumplían diez años desde que conseguí hacerme con un ejemplar de “Los hombres que no amaban a las mujeres”, la primera entrega de la popular trilogía del escritor sueco Stieg Larsson, y tengo que decir que este es un libro muy especial para mí.

Además estos diez años, también han sido mis diez primeros años como “lector”, y es que antes de esta fecha yo era una persona que no leía mucho, o mejor dicho no leía nada; por aquella época mis intereses estaban en la música (eso no ha cambiado), y también en los videojuegos (moda totalmente superada). Además me declaro, absolutamente, como único culpable, pues en mi familia hay una costumbre de comprar libros por el Día de Reyes, y yo siempre he recibido al menos un libro como regalo por esas fechas, por ejemplo los típicos libros de “La saga de Harry Potter” y “Las Crónicas de Narnia” e incluso un ejemplar de “Las dos torres”.

También quiero comentar cómo descubrí al escritor sueco; y la verdad es que fue gracias a la magia de la radio y es algo que recuerdo a la perfección. Hace diez años había un programa en Radio Nacional, Asuntos propios, que presentaban Toni Garrido y Tom Kallene (Tom, ‘El Sueco‘), y cada semana invitaban al escritor gallego, Domingo Villar, para hablar de libros; y hay que recordar que en 2009 se hablaba mucho del final de la trilogía Millennium (que se publicó en Junio de ese mismo año), y tras varias semanas escuchando a Tom y Domingo hablar sobre estas novelas me fue picando la curiosidad, hasta que un día estando en un centro comercial me acerque a una de esas cadenas de librerías y me compré el primero de los libros de Millennium.

La verdad es que para no haber leído muchos libros antes, me parece que no podía haber seleccionado un libro mejor, y es que rápidamente conecte con la historia y los personajes creados por Larsson. A decir verdad aún recuerdo que logré terminar el primer libro en menos de dos semanas, así que a finales del mes tenía que volver a la librería a comprar la segunda parte, y no hace falta mencionar que la tercera entrega no tardó mucho en caer en mis manos, con lo que en menos de tres meses pude finalizar la trilogía de Millennium, una obra que en cierta forma me cambió la vida.

Digo que leer a Larsson me cambió la vida, porque después de haber leído su obra, mi gusto literario estaba muy enfocado en la novela nórdica de corte policial y detectivesca, género que aún consumo en la actualidad; pero sobre todo me cambió la vida porque al leer los libros del genial autor sueco logré experimentar todas las cosas buenas de la lectura, y en cierta forma es algo que he ido buscando con cada nuevo libro que he empezado desde entonces.

Para concluir me gustaría indicar algunas de las cosas que más me gustan de la trilogía de Millennium, como son sus tramas, y especialmente las que se van desarrollando de una forma continua a través de los tres libros; también la forma tan detallista que tenía Larsson de contar sus historias, que de cierta manera nos hacía cómplices de la propia investigación; y sin dejar de mencionar su forma de denunciar los grandes asuntos de la sociedad sueca. Y aunque sea impopular decirlo, mi libro favorito de la trilogía siempre ha sido “La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina”, y es que este es el libro que nos permite conocer más al personaje de Lisbeth Salander; también es el que más temas interesantes trata, como por ejemplo toda la trama de Mia, Svensson y Blomkvist y su investigación periodística. En definitiva, ahora me gustaría volver a hacer una relectura de esta historia que siempre llevaré conmigo, y espero volver a reencontrarme con estos libros que están en un lugar especial de mis estanterías antes de que lleguemos al vigésimo aniversario…

IV Día de las Escritoras

Una de esas entradas que no pueden faltar en este blog, y que casualmente fue la primera entrada publicada hace ya tres años, es la que celebra el Día de las Escritoras. Teniendo en cuenta que siempre me ha gustado leer libros escritos por mujeres, hoy me gustaría hacer una pequeña lista con varias sugerencias de autoras, y una de sus obras, que me gustaría leer más pronto que tarde.

  • Go set a watchman” – Harper Lee.
  • Un árbol crece en Brooklyn” – Betty Smith.
  • The lottery and other stories” – Shirley Jackson.
  • Hijas y esposas” – Elizabeth Gaskell.
  • Sentido y sensibilidad” – Jane Austen.
  • El molino del Floss” – Mary Anne Evans.
  • Amy e Isabelle” – Elizabeth Strout.
  • El secreto” – Donna Tartt.
  • La hija del sepulturero” – Joyce Carol Oates.
  • Normal people” – Sally Rooney.
  • Un lugar pagano” – Edna O’Brien.
  • El príncipe negro” – Iris Murdoch.
  • Accidental” – Ali Smith.
  • La mecanógrafa” – Kate Atkinson.
  • Tiempos de Swing” – Zadie Smith.
  • La casa de los espíritus” – Isabel Allende.
  • Kentukis” – Samanta Schweblin.
  • Desierto Sonoro” – Valeria Luiselli.
  • Léxico familiar” – Natalia Ginzburg.
  • Viaje de invierno” – Amélie Nothomb.
  • Hoy hubiera preferido no encontrarme a mí misma” – Herta Müller.
  • Canto yo y la montaña baila” – Irene Solà.
  • Farándula” – Marta Sanz.
  • Días sin ti” – Elvira Sastre.
  • Todos los cuentos” – Clarice Lispector.
  • Amistad de juventud” – Alice Munro.
  • Zuleijá abre los ojos” – Guzel Yájina.
  • Soy vertical, pero preferiría ser horizontal” – Sylvia Plath.
  • Matria” – Raquel Lanseros.
  • Autobiografía de rojo: Una novela en verso” – Anne Carson.
  • A herba de namorar” – María Do Cebreiro.
  • Setembro” – Marta Dacosta.
  • Un libre favor” – Chus Pato.
  • Los que sueñan el sueño dorado” – Joan Didion.
  • Mujeres y poder: Un manifiesto” – Mary Beard.
  • La guerra no tiene rostro de mujer” – Svetlana Aleksiévich.

Además de estas treinta y seis recomendaciones, también me gustaría dejar un enlace a una noticia acerca del Día de las Escritoras que he visto en la web de la Biblioteca Nacional de España.

Reseña: Guerra y Paz

20190711_185325.jpg

Guerra y Paz de Lev Tolstói no es uno de esos libros que uno lee por mero entretenimiento, sino que se trata de todo un desafió literario de más de mil trescientas páginas, en las que como lectores además de aprender varias y diversas lecciones sobre la vida, también descubriremos acontecimientos históricos claves en la construcción de la Europa que conocemos hoy en día.

Pero quiero aclarar que a pesar de que se puede considerar a este clásico de la literatura Rusa un desafió, la maestría del escritor nacido en Yásnaia Poliana (Rusia) nos deleita con el virtuosismo de su prosa durante toda la obra. Además he de decir que mi experiencia leyendo Guerra y paz durante los meses de Mayo y Junio fue realmente gratificante; y es que teniendo en cuenta que este mastodonte de las letras rusas está compuesto por quince partes y un epílogo la experiencia se hace muy relajada y amena. Sobretodo si tenemos en cuenta que cada parte se divide en pequeños capítulos, lo que facilita esa sensación de que cada día se han leído varios capítulos y que cada vez nos queda un poco menos para la llegar a la conclusión.

Algo a tener en cuenta antes de leer “Guerra y paz” es que durante la novela aparecen muchas partes en francés, e incluso algunas conversaciones en el idioma alemán. Es por ello que tal vez sea recomendable fijarse en si la edición tiene las notas correspondientes todas juntas al final del libro, o si las va incorporando según aparecen en el texto.

Una breve sinopsis de esta obra nos diría que esta es la historia de cuatro familias de la nobleza rusa, los Bezújov, los Bolkonski, los Kuraguin y los Rostov, quienes nos van mostrando como su mundo convulsiona ante la llegada de Napoleón y la La Grande Armée a la capital del imperio Ruso. Y en verdad aquí se encuentra el éxito de la obra de Tolstói, y se trata de esa perfecta mezcla entre los acontecimientos históricos y esos relatos estrictamente ficticios que nos ayudan a comprender plenamente como de traumático fue el hecho aquí relatado.

En este libro en el que aparecen un gran número de personajes, y en el que las tramas se van entrelazando unas con otras, hay algunos temas que resaltar por encima de otros.

El primero de ellos sería la guerra y la sangría que esta deja tanto en el pueblo Ruso como en el ejercito de Napoleón, y todas las penurias e injusticias que sufren los hombres comunes y corrientes que se ven arrastrados a estos conflictos bélicos.

Pero también se tratan temas más espirituales y religiosos, especialmente en los capítulos en los que nos encontramos a personajes como son la princesa María, Pierre a lo largo de toda la novela, y en menor medida con el príncipe Andréi que no se centra tanto en los aspectos religiosos pero sí en la búsqueda del sentido de la vida.

Sin olvidarnos del amor, ese amor que inunda la novela, y que está presente desde el principio de la misma hasta llegar al epílogo final. Pero que destaca, plenamente, en la historia de Natasha con el príncipe Andréi, en la que vemos todas las caras del amor, hasta encontrarnos, ya al final con el amor incondicional.

Y ya por último podríamos destacar el tema de las clases sociales, durante la novela nos encontramos con que nuestros protagonistas son aristócratas que pertenecen a grandes familias, ya sea de Moscú o de San Petersburgo, incluso aparecen como protagonistas dos emperadores como son Napoleón Bonaparte o Alejandro I; pero también nos encontramos con varios personajes que o son criados, o son campesinos (mujiks) que nos sirven para ver como era su forma de vida durante esta época y antes del final de la dinastía Románov.

Sin desvelar grandes aspectos de la trama, me gustaría comentar un par de cosas que me gustaron de esta novela. La primera de ellas es el personaje de Mijaíl Kutúzov, que llega a ser jefe de los ejércitos de la Rusia imperial una vez que Alejandro I decide dar un paso atrás; este es un personaje impresionante que nos presenta todas las contradicciones de la guerra y la parte más estratégica a la hora de preparara cada batalla y como esta afecta tanto al futuro de la nación como al presente del pueblo. La segunda es la historia de amor entre Sonia y Nikolái Rostov, incluyendo también como la llegada de Dólojov y la huida de Moscú afecta a estos personajes a los que uno no puede dejar de coger cariño. Y finalmente me gustaría comentar, lo bien escrita que está la escena de la muerte de Petya Rostov y como su familia, especialmente su madre, se entera de esta terrible noticia; es realmente sobrecogedor leer este pasaje e imposible no emocionarse.

A modo de conclusión me gustaría recomendar a todo el mundo este libro, y también animar a la gente para que le de una oportunidad a todos esos tochos que tienen por casa; libros que como este puede que te echen para atrás por su elevado número de paginas, pero que seguramente encierran grandes historias entre sus páginas. Guerra y paz no es una novela al uso, tiene muchos elementos de no ficción, y en ella se describen echos reales que todos conocemos, pero a pesar de ello me gustaría citar dos documentales que podrían funcionar muy bien a modo de acompañamiento, el primero sería “Napoleón. La campaña de Rusia, y el segundo es “Empire of the Tsars: Romanov Russia with Lucy Worsley” que como bien indica su título repasa varios siglos de la historia Rusa a través de sus gobernantes más conocidos.

Summer Book Haul!

20190617_184713.jpgHoy me gustaría escribir sobre un par de libros que me he comprado en este mes de Junio, y es que ahora que se acerca el verano y el buen tiempo no hay nada mejor que leer al aire libre o en la playa. En esta ocasión se trata de dos novedades de este 2019 y dos clásicos de la literatura universal.

El primero de ellos es “El blues de Beale Street” del escritor Neoyorquino James Baldwin. Este es un libro que descubrí gracias a la sección de cine del programa Página Dos, y es que como todos sabéis ha sido adaptado a la gran pantalla gracias al director Barry Jenkins (Dos veces ganador del Independent Spirit Award a mejor director). Como siempre he dicho la literatura estadounidense siempre ha sido mi asignatura pendiente, y que mejor forma de pasar esta particular revalida que con uno de los grandes referentes literarios de la mitad del siglo XX y además activista por los derechos civiles en Estados Unidos.

Otro libro al que también le tengo muchas ganas es “El Maestro y Margarita”, de Mijaíl Bulgákov. Como todos sabéis este es uno de los clásicos europeos que se considera como uno de los imprescindibles de la literatura Rusa, en efecto Bulgákov nació en Kiev (Ucrania) que en 1891 pertenecía al Imperio Ruso. Lo que me atrae de este libro es su espíritu de sátira, que sin ninguna duda te hará pensar y reflexionar, además tengo entendido que tiene unos toques de humor que seguramente sean muy de mi estilo; además de esa bonita y tierna historia de amor entre Margarita y el maestro. En definitiva, este es uno de esos libros que estoy seguro de que voy a disfrutarlo de principio a fin.

La otra novedad que me he agenciado en este mes de Junio es una novedad publicada el pasado miércoles 5 de Junio, y lleva por título “Canto yo y la montaña baila”. Se trata de la segunda novela publicada por la joven escritora Irene Solà (Malla, 1990) en poco más de un año, anteriormente había publicado “Els dics” (2018), y además estamos ante su debut literario en castellano. También debemos mencionar que esta ha sido la obra que le ha permitido a Solà conquistar el cuarto Premi Anagrama de novela. Tengo que decir que este es un libro al que le llevaba siguiendo la pista durante algunos meses, pues la prensa especializada estaba bastante ilusionada con este nuevo talento literarios, y me parece que este puede ser uno de libros aquí citados que intentaré leer lo antes posible.

Y para terminar me gustaría hacerlo con un escritor al que le estoy cogiendo un cariño especial, estoy hablando de Gabriel García Márquez, quien me fascinó con “Cien años de soledad” el año pasado, y del que ya había leído “Crónica de una muerte anunciada” cuando estaba en el instituto. Teniendo todo esto en cuenta, me he decidido a darle una oportunidad a “El amor en los tiempos del cólera”, obra muy conocida del escritor colombiano y que me hace bastante ilusión poder tener entre los libros de mi colección, y es que tengo una curiosa sensación de que este libro será uno de mis favoritos cuando lo termine de leer.

 

 

Book Tag: Pecadillos pretenciosos.

Hace un par de meses que Coremi de Saltos en el viento, ese gran blog que todos deberíais de seguir para aprender y descubrir libros y películas fantásticas, me nominó para realizar este divertido Tag.

He de decir que me parece un tag muy interesante, y he aprovechado para contar algunas batallitas relacionadas con libros que leí antes de decidirme a crear este blog, y en el que repaso algunos libros que tienen un lugar muy especial en mi colección.

1-Menciona 3 libros que te hicieron sentir más inteligente.

Brooklyn” de Colm Tóibín. La historia detrás de este libro es que se trata del primer libro que leí en inglés. Era 2016, y tras un par de años estudiando en la Escuela de Idiomas decidí que una buena forma de mejorar sería a través de la literatura; tras finalizar este libro no es que me sintiera más inteligente, pero si que sabía que desde ese momento se me abrían un sin fin de oportunidades para descubrir nuevos títulos y nuevos autores.

Anna Karenina”, con este libro de Tolstói uno tiene la sensación de que va aprendiendo algo nuevo con cada capitulo, y es que en verdad es un libro que nos enseña muchas lecciones sobre la vida, se trata de las reflexiones de los personajes que harán que el lector se empiece a hacer preguntas.

Por el placer de hacerlo: notas sobre mis vuelos y las mujeres en la aviación” de Amelia Earhart, obviamente el mundo de la aviación es un tema que me es bastante desconocido, pero gracias a este libro he podido descubrir no sólo la figura de Amelia Earhart, sino que además he podido aprender algunas cosas sobre esos primeros años del desarrollo de la aeronáutica.

2- Menciona 3 libros que leíste para poder decir: “Por supuesto que ya lo leí”.

Teniendo en cuenta que no soy una persona que se preocupe mucho por cuestiones como esta, tengo que confesar que hay un par de libros que perfectamente pueden entrar en esta categoría.

El primero de ellos es “Códice Calixtino” de Luz Pozo Garza, uno de los textos de poesía más celebrados del pasado siglo (1986); tras una exitosa primera aproximación a la obra de la escritora nacida en Ribadeo, estaba totalmente convencido de que repetiría el éxito con este libro tan aplaudido; sin embargo desde las primeras páginas me di cuenta de que no me estaba gustando nada, pero teniendo en cuenta de que se trata de una de las obras cumbres de la literatura Gallega hice un “pequeño esfuerzo” y lo terminé. También tengo que decir que al final mereció la pena, y que la lectura mejora con el transcurrir de la misma.

No ocurrió lo mismo con “Sangre derramada” de la escritora sueca Asa Larsson, y es que tras haber devorado la primera entrega de la saga de novelas policíacas protagonizada por Rebecka Martinsson, estaba seguro de que en esta novela todo sería igual, y que esta historia volvería atraparme en esos paisajes nórdicos que tan bien recrea Larsson, por desgracia en este libro no encontré nada de eso, y tras empezarlo un par de veces y un parón de casi cinco años, conseguí terminarlo en 2015.

Y me temo que yo también voy a citar en esta pregunta a “El guardián entre el centeno”, lo único bueno es que lo leí durante un fin de semana, en la playa. Además no podemos negar que cuando uno está leyendo este libro, necesita llegar al final, necesita saber que va a pasar con Holden Caulfield, bueno más bien es como si necesitases una especie de confirmación de lo que le va a ocurrir a Holden, porque ha decir verdad es un libro con un final bastante predecible.

3- Menciona al menos un libro con el que te das gusto despedazando al autor.

No sé que decir, por lo de ahora las experiencias positivas ganan a las negativas; pero siendo justos, también podría decir que aunque me gustan los libros de “Canción de hielo y fuego”, no considero que George R. R. Martin sea un buen escritor.

4- Menciona un libro por cuya hazaña personal de haberlo leído provoca que los demás te elogien o feliciten.

Mis familiares más cercanos, siempre dicen “no me puedo creer que hayas leído todos esos libros”, y con esos libros se refieren a la Saga de Millenium de Stieg Larsson; teniendo en cuenta que yo nunca había dado muestras de ser una persona lectora durante la adolescencia, puedo entender que al menos el hecho de haber leído estos libros sorprenda a las personas que me conocen.

5- Menciona un libro que siempre citas sin que nadie se dé cuenta, para ser alguien más interesante.

El Silmarillion” de Tolkien, no podemos negar que este libro goza de menos popularidad que “El Hobbit” o “El Señor de los Anillos”, pero también tengo que confesar que personalmente este es mi favorito de los tres.

6- ¿Qué libro especial es el primero que muestras cuando tienes oportunidad, para evidenciar que lo tienes en tu poder?

Siempre lo digo, el libro más especial que tengo es mi ejemplar de “Jane Eyre”.

7- Qué prefieres: ¿Ser el escritor famoso, o el editor y dueño de la editorial que descubrió al escritor famoso?

Esta es una pregunta bastante complicada, pero tras haberlo pensado unos minutos me parece que ser el editor que descubrió al escritor famoso tiene que ser algo genial, y el poder tener la oportunidad de compartir con el resto del mundo el trabajo de dicho escritor tiene que ser una experiencia muy gratificante.

8- Menciona un proyecto personal para el que te preparaste, pero con el que al final nunca hiciste nada.

Hace un par de años me propuse el leer a todos los grandes de la literatura Gallega. En mi defensa diré que hay un gran número de jóvenes escritores que están haciendo las cosas muy bien.

9- Con millones de sobra, ¿qué preferirías?:

a) Fiestas o cócteles sofisticados a la semana, para lucirte con artistas o intelectuales.
b) Comprar ediciones únicas que envidiarían hasta los museos y bibliotecas más prestigiosas.
c) Crear una fundación con la que te jactes de financiar talentos emergentes.
d) Financiar y publicar libros más lujosos que los de la colección especial de Taschen.
e) Otra (especifica, o elige una o varias de las anteriores y explica por qué).

Con millones de sobra me gustaría tener una revista que tratase temas culturales, y poder entrevistar a todos esos escritores, artistas e intelectuales que tengan algo que decir.

10- ¿Podrías citar una frase célebre o una sacada de un libro, para parecer más ingenioso o intelectual?

Todos los males del mundo provienen de que el hombre cree que puede tratar a sus semejantes sin amor.” ― León Tolstói.

Ahora me gustaría nominar unos cuantos blogs que también pueden aportar respuestas a estas preguntas.

15 libros para leer en 2019

20190111_191352

Aprovechando estas primeras semanas del año, he estado pensando en que libros me gustaría leer durante este nuevo año, libros que tengo por casa y que ofrecen una curiosas mezcla entre escritores favoritos y nuevos descubrimientos personales.

A pesar de que nunca he sido muy bueno a la hora de completar este tipo de “retos”, si que pienso que ahora conozco más que tipo de literatura me gusta y cuales son los libros que me interesan; teniendo esto en cuenta he pensado en hacer esta entrada citando varios libros y escritores que espero leer y disfrutar en este 2019.

Sin olvidarme de mis grandes descubrimientos en la biblioteca municipal, me temo que este año no habrá tanto lugar para la sorpresa, y es que de verdad me parece prioritario darle una oportunidad a estos libros que ya llevan un tiempo esperando para ser leídos.

Otra cosa que también quiero mencionar son esos dos “compromisos” lectores para 2019, siendo el primero de ellos este “Reto Lector 2019” del blog Deshojando Libros que propone leer un libro biográfico o de hechos reales en Agosto, y el otro sería leer “Contar es escuchar” un ensayo muy interesante sobre la lectura y los libros que he descubierto gracias a Coremi.

Me gustaría empezar esta selección con cuatro escritores británicos, de los cuales tres de ellos ya son viejos conocidos, y la otra es una escritora que me interesa bastante; además de la nacionalidad, estos cuatro escritores tienen en común el privilegio de haber ganado el prestigioso premio Booker Prize, y ellos son: Ian McEwan, Julian Barnes, Ishiguro, y Anita Brookner.

Uno de los grandes nombres del pasado 2018 fue el de Philip Roth, quien nos dejaba el pasado 22 de Mayo, un escritor admirado por muchos y del que espero poder disfrutar este año gracias a uno de sus títulos más conocidos, “Pastoral Americana”, novela que ganó el Premio Pulitzer en 1998. También ganó el Pulitzer, pero en 2014, la escritora  estadounidense Donna Tartt, y lo hizo con un libro, “El Jilguero”, que siempre he creído que me iba a encantar, y aún a día de hoy no le he dado ninguna oportunidad.

Otro de eses apartados que nunca pueden faltar son los clásicos, y este año tengo dos objetivos entre ceja y ceja, uno de ellos es terminar de leer todas las obras de las hermanas Brontë y el otro es el reencontrarme con mi escritor favorito. De las Brontë ya sólo me faltan un par de libros por leer, siendo uno de ellos un libro de poemas de Emily, además de la segunda y última novela que escribió Anne y que llevaba por titulo “La inquilina de Wildfell Hall”. Aunque no lo comento habitualmente, mi escritor favorito es Tolstói, del escritor ruso he leído “Ana Karenina” en el verano de 2015, y ahora cuatro años después me parece que es el mejor momento para volver a disfrutar de su exquisita prosa con “Guerra y Paz”, esta será una lectura de verano porque sus más de mil trescientas páginas van a  exigir una total dedicación.

Además hay varias lecturas que me gustaría hacer en inglés, para seguir estando en contacto con el idioma de Shakespeare, y con este propósito he seleccionado estos tres libros (podrían ser un par de títulos más) que incluyen una novedad “Milkman” de Anna Burns, un libro de no ficción “My Autobiography” de Alex Ferguson (empezado en Dic.), y un libro muy popular que también está en mi radar “Conversations With Friends” de Sally Rooney.

Y para terminar, un breve repaso a dos poetas nacionales que me gustan bastante, me refiero a Elvira Sastre y Yolanda Castaño. Como ya comenté en la anterior entrada, la escritora gallega, Yolanda Castaño, publicó el pasado día once de octubre “O puño e a letra”, una colección que recoge cuarenta poemas escogidos por la propia autora para celebrar sus veinticinco años de carrera literaria, y lo hace en un libro que además supone un hito para la literatura galega porque este “O puño e a letra” es el primer libro de Comic Poetry editado en este idioma.

Estas son algunas de esas lecturas que a final de año, espero poder decir que han sido muy disfrutadas, hay un poco de todo y un pequeño margen para la improvisación o para añadir alguna relectura, ¿Quién sabe?

 

Música para la lectura (2ª Parte)

Combined_flag_of_the_Celtic_nations

Hace ya varios meses que publiqué una entrada muy similar a esta que estoy escribiendo ahora, pero en aquellas primeras recomendaciones se citaban compositores o intérpretes de música clásica, y también se comentaban los beneficios de leer con algo de música sonando de fondo.

Es por ello que ahora me gustaría hacer una nueva serie de recomendaciones, pero en esta ocasión relacionadas con la Música folk, y más específicamente con ese folk de origen celta, una música que une y hermana a las siete Naciones Celtas en una armonía marcada por el sonido de las gaitas y los violines.

Para esta selección, obviamente, he intentado excluir toda esa música que no es puramente instrumental, pues me parece que es mucho mejor para la lectura el poder deleitarse con los sonidos de los instrumentos sin ninguna interrupción que nos pueda distraer de las páginas de nuestro libro.

Empezamos con toda esa música procedente de Gran Bretaña (Escocia, La Isla de Man, País de Gales y Cornualles) e Irlanda; y como no podía de ser de otra manera la primera recomendación tiene que ser la de la mítica banda irlandesa The Chieftains, el tema seleccionado lleva por título “O’Sullivan’s March”. Tampoco podían faltar Mànran, o lo que es lo mismo, uno de los grupos más destacados de la nueva generación de la música folclórica Escocesa, de ellos recomiendo una canción de su segundo álbum que se llama “Jigs”. También de Escocia nos llegan la Scott Wood Band y su “Sheep Running about”.

Desde la Bretaña Francesa viene Alan Stivell, uno de los más admirados arpistas de la región que nos deleita con esta pieza “Tri Nan Og”. También me gustaría mencionar al talentoso violinista Christian Lemaitre y su canción “Gwerz Ar Vezhinerien”.

Obviamente si hay alguna región que conozco como la palma de mi mano esa es Galicia, y es popularmente conocido por todos que en cada pueblo o aldea hay al menos una agrupación de música tradicional, ya sea de pandereteiras, gaiteros, cantareiras o de baile tradicional. También es cierto que este tipo de música sigue siendo muy popular, ya que nos conecta con el resto de Naciones Celtas y nuestros orígenes. Nuestro embajador para el mundo es Carlos Nuñez, probablemente el gallego vivo más internacional, un gaitero excepcional que se recorre el mundo dando recitales en los más prestigiosos teatros y auditorios, suya es esta “The Flight of the Earls”. Pero si lo que buscáis es algo más tradicional, lo que tenéis que escuchar es esta “Muiñeira do Areal” de Milladoiro, grupo formado a finales de los setenta y que resume a la perfección lo que todo grupo de música folk debería de ser, con sus siete integrantes que tocan desde la gaita, hasta el violín, pasando por el oboe o el acordeón.

Y para finalizar he seleccionado un tema de un grupo polaco titulado “The Sea of Irish Dream”, y es que lo integrantes de esta banda bien podrían hacerse pasar por irlandeses o galeses, con su música preciosa y llena de sentimiento. El nombre del grupo es Beltaine; nombre asociado a una de las fechas más importantes del calendario Celta ya que marcaba el comienzo de la temporada del verano pastoral.

El festival de las letras hispanoamericanas:

Hace ya un par de meses que he estado pensando en dedicar este mes de Septiembre a explorar y conocer más en profundidad la literatura proveniente de los países que forman parte de América Latina. Esta es una idea que ha ido surgiendo con los años, especialmente el último año, cuando me he ido dando cuenta de que mis gustos estaban muy influenciados por la cultura británica.

Teniendo en cuenta que ya el año pasado me propuse leer más autores gallegos y el resultado de aquella apuesta fue altamente satisfactorio, y además me permitió descubrir nuevos autores favoritos; he decidido que copiaría la misma fórmula para este nuevo reto.

Partiendo de mi deseo de leer y disfrutar de la novela “Cien años de Soledad” del escritor Gabriel García Márquez, he ido buscando otros autores y obras que me puedan ayudar a completar este pequeño (y por ahora incompleto) mapa de la literatura latinoamericana. Digo que por lo de ahora incompleto porque, por lo de ahora, sólo podre “viajar” a seis países.

Pero antes de comentar los países y los títulos seleccionados, he de explicar que he intentado buscar la mayor variedad posible, desde clásicos como el anteriormente mencionado “Cien años de Soledad”, hasta algo de teatro (por lo de ahora no hay nada de poesía, pero si me sobre tiempo buscaré algo de Dulce María Loynaz o Rubén Darío), pasando por escritores jóvenes y actuales. Pero siempre intentando mantener un número razonable que garantice la paridad entre escritores y autoras.

Ahora sí, iré comentado, brevemente, cada país y escritor seleccionado:

  • El primer país es Colombia, donde nació Gabriel García Márquez. De este ganador del Nobel de Literatura ya había leído “Crónica de una muerte anunciada”, pero al tratarse de una lectura realizada en el instituto no terminé de conectar con la historia. Sin embargo siempre he sentido un gran respeto por la obra de Gabo, y me parece que ya es hora de hacer un viajecito literario a Macondo.
  • El siguiente país es Argentina, donde nació Ernesto Sabato. De este autor he seleccionado una de sus tres novelas, en concreto la primera de ellas “El Túnel”. Ahora es cuando tengo que confesar que este libro ya lo he leído, pero ha sido durante este segundo fin de semana de lo que llevamos de Septiembre. Lo que puedo decir es que “El Túnel” se trata de una novela que te atrapa y te engancha ya desde esa primera y célebre línea “Bastará decir que soy Juan Pablo Castel, el pintor que mató a María Iribatne;…”.
  • Ahora pasamos a Chile de la mano de uno de sus más actuales talentos,como es Alejandro Zambra. De este escritor he leído “La vida privada de los árboles”, este es un libro que me encontré por casualidad en la biblioteca y que terminé disfrutando bastante. Me parece que este es un claro ejemplo de un libro para leer en una tarde, pues ya desde el principio vas estableciendo un fuerte vínculo con sus protagonistas, tanto con Julian que además es el narrador, como con Verónica que está ausente durante todo el libro.
  • En México nos encontraremos con Elena Poniatowska, quien al igual que el argentino Sabato, ha recibido el Premio Miguel de Cervantes. La mexicana es uno de los nombres propios de la literatura del siglo XX y el XXI, con una larga trayectoria y una extensa bibliografía uno puede pensar que hay un libro de Poniatowska para cada lector. Yo he escogido una de sus obras cortas “Querido Diego, te abraza Quiela”, pues me parece una buena forma de acercarse a su obra literaria y además muy apropiada para leer durante el fin de semana.
  • De Uruguay me quedo con Claudia Amengual. Una autora desconocida para mí, y de la que he de confesar que no conocía nada, ni de ella ni de su obra, pero espero que con una de sus últimas novelas “Cartagena” pueda descubrir una buena historia; historia que por lo que dicen en la Wikipedia “Constituye un homenaje póstumo al escritor Gabriel García Márquez“.
  • Y finalmente vamos a Perú con uno de sus escritores más celebrados, Mario Vargas Llosa. Del Premio Nobel de 2010 voy a leer una de sus varias obras de teatro “El loco de los balcones”. Mi plan era leer una de sus novelas, pero finalmente termine descartando esta idea y buscando un libro más ligero para poder completar este homenaje a letras hispanoamericanas el próximo treinta de Septiembre.

A modo de conclusión me gustaría decir que con esta iniciativa también persigo el deseo de conocer un poco más la cultura de la gente que sigue o lee este blog, pues muchos de ellos son de países del otro lado del atlántico (un 23%), y además me parece que es una oportunidad perfecta para ampliar mis horizontes. También recalcar que soy consciente de que me he olvidado de muchos grandes autores y muchos países, pero estoy convencido de que repetiré esta experiencia en el futuro.

Libros para Agosto

Libros-Agosto

Con la llegada del nuevo mes, y tras finalizar un mes de Julio que me ha dejado muy buenas lecturas y me ha permitido descubrir nuevos autores y autoras, he decidido escribir unas pocas líneas sobre los planes lectores para este caluroso mes de Agosto.

Para este mes he decidido que sólo iba a leer libros escritos en inglés, ya que tengo algunos títulos muy interesantes esperandome en mis estanterias, libros a los que ya les he dado una oportunidad en el pasado, pero que al final por una cosa u otra no he continuado con ellos y nunca los he podido terminar de leer.

Para los próximos veintisiete días he seleccionado tres libros muy variados, en los que se incluye: una autobiografía, un clásico muy querido y que cuenta con varias adaptaciones cinematográficas, y un libro de una autora no muy conocida. Además aún tengo pendiente terminar de leer uno de los libros que había seleccionado para el pasado mes de Julio (“The Break-through” de Daphne du Maurier).

El primero de ellos es “My Autobiography” de Alex Ferguson, este libro narra los principales episodios de la carrera deportiva de uno de los más exitosos entrenadores de fútbol de la historia; todo ello amenizado con anécdotas personales y curiosidades relacionadas con su experiencia en uno de los banquillos más exigentes de la Premier League inglesa.

Un clásico muy querido y que aún no he leído es “The Great Gatsby” de F. Scott Fitzgerald. Sobra decir que este libro encierra una de las historias más populares de la literatura estadounidense del siglo XX, y que miles de lectores a lo largo de los años han leído y amado este libro; así que ya es hora de darle una oportunidad.

Stella Gibbons es una escritora que muchas veces pasa desapercibida, a la sobra de sus coetáneos entre los que destacan nombres como los de Nancy Mitford o Daphne du Maurier; pero personalmente es una autora que me gusta (de ella ya he leído Bassett) y me parece que sus libros son muy divertidos y entretenidos, es por todo ello que voy a intentar terminar de una vez por todas este “Cold Comfort Farm”.

Bueno si todo sale bien, y no hay ningún contratiempo, estos serán los libros que estaré leyendo durante todo este mes. Además de leer para entretenernos, estoy convencido de que la lectura es una gran forma de mantener el contacto con esos otros idiomas que son nuestra segunda lengua, y de esta forma seguir aprendiendo cada día.

Los libros son para el verano

Books.jpg

Aunque no soy una persona muy dada a comprar libros, he de confesar que hay un par de fechas en las que sí me gusta acercarme por las librerías de la ciudad con el fin de encontrar esos libros que me gustaría añadir a mi colección personal. Libros que por lo general ya tenía en mente o incluso apuntados en un folio como pendientes por leer; teniendo en cuenta que no soy yo una de esas persona que están atentas a los últimas novedades editoriales, en mi lista de la compra siempre suelen acaparar un lugar privilegiado los libros clásicos, especialmente los firmados por autores británicos, algo que he intentado “corregir” en esta ocasión con la adquisición de dos libros de escritores rusos, o tal vez haya sido la influencia de este mundial de fútbol, ¿Quién sabe?

El libro que estaba seguro que no podía faltar en mi colección era “Guerra y Paz”, y aunque lo he estado posponiendo durante años, al final ha terminado cayendo. Si no me equivoco hace ya casi tres años (Julio de 2015) que terminaba de leer “Anna Karenina”, y aún a día de hoy guardo un grato recuerdo de la prosa del maestro ruso Lev Tolstoi.

Siguiendo con escritores rusos, tampoco he podido resistirme a hacerme con un ejemplar de esta colección de cuentos en la que se recopilan varios relatos de los mayores escritores rusos de todos los tiempos, como pueden ser: Pushkin, Chéjov, Gógol, Turguénev, Leskov, Dostoievski o el propio Tolstói. Este libro es una de las dos novedades que he incluido en mi compra, y lleva por título “Un siglo de cuentos rusos”.

Siguiendo con las colecciones y compilaciones, tenemos una de obras de teatro de William Shakespeare, en mi afán por leer más y más de la obra literaria del genio de Stratford-upon-Avon he decido que en vez de comprar varias obras de teatro lo mejor sería buscar una buena colección con sus obras más conocidas.

Tampoco podía faltar algo de narrativa escrita en la lengua del Bardo de Avon, es por ello que he seleccionado estos dos títulos “The Breakthrough” y “The Missing Girl” de la nueva colección de Penguin Modern Classics, y nada mejor que hacerlo con dos grandes autoras como son Russian literature y Shirley Jackson.

Si podemos decir que Shirley Jackson influyó a los escritores americanos de mediados del siglo, su compatriota Henry James hizo lo mismo en el siglo XIX, además se da la casualidad que Shirley Jackson nació el mismo año en el que nos dejó Henry James (1916). Este libro de bolsillo que podríamos describir como una pequeña joya, incluye dos de las obras más celebradas del escritor Neoyorkino, me refiero a “Daisy Miller” y a “Otra Vuelta de Tuerca”.

Para finalizar, tengo que hablar del “gran ausente”, y de uno de los libros que más ilusión me hace de todos los que he adquirido, me refiero a la última publicación de uno de mis escritores favoritos “My Purple Scented Novel” de Ian McEwan. He de confesar que el motivo por el cual este libro me gusta tanto, es porqué se trata de un relato corto que la editorial Vintage ha decidido publicar en homenaje al escritor inglés por su setenta cumpleaños (21 de Junio), y además es una historia que ya conocía pues el propio McEwan la había narrado para un Podcast de la revista The New Yorker.